Había una vez una señora que vivía en el monte con 3 perros que se llamaban: Te veo, Te sigo viendo y Ya no te veo.
Un día a la señora se le perdieron los perros.
Y por ahí había un señor cagando, y la señora empieza a llamar a los perros: Te veo!!
Entonces el señor se movió un poco
- Te sigo viendo!!
Entonces el señor se movió otro poco más
- Ya no te veo!!
y el señor responde:
- Como me va a ver vieja hija de puta si me caí a un agujero...