- Cariño, ¿puedes cambiar al bebé?

- Creí que nunca me lo pedirías, ¿tú crees que nos darán por él una PS4?