Una mujer le dice a su marido muy enfadada:

- ¡Tú te lo gastas todo en vino!

- ¡Sí hombre!, ¡¿y el coñac y el anís me lo regalan?!